CONSEJO PARA LA ACREDITACIÓN DE LA EDUCACIÓN SUPERIOR A.C.

La Ley General de Educación Superior (LGES) reconoce el valor estratégico de la acreditación para la mejora continua, con el objetivo de diseñar, proponer y articular, estrategias y acciones en materia de evaluación y acreditación del Sistema Nacional de Educación Superior (SEAES) para contribuir a su mejora continua, expresó el maestro Alejandro Miranda Ayala, director general del Consejo para la Acreditación de la Educación Superior (COPAES), al impartir la conferencia magistral virtual “Los procesos de acreditación y reacreditación en el marco de la LGES”, como parte de las actividades de inducción y sensibilización a nuevos directivos de planteles y centros académicos de la Universidad de Colima.

Acompañado de manera virtual por rector de la Universidad de Colima, Dr. Christian Jorge Torres Ortiz Zermeño, y estudiantes, profesores e investigadores, Miranda Ayala, también presidente de la Red Iberoamericana para el Aseguramiento de la Calidad en la Educación Superior (RIACES), explicó que el contexto actual nos demanda cambios y respuestas en los órdenes demográficos, sociales, laborales, geopolíticos y particularmente educativos.

Image

Al referirse a los retos y oportunidades que habrán de atender las Instituciones de Educación Superior frente al nuevo marco jurídico y la construcción del SEAES, resaltó que la acreditación ya es considerada con elemento fundamental para responder a los desafíos de la economía, del trabajo, de lo social y cultural, “para asegurar que los programas académicos respondan a las exigencias del mundo actual y el futuro, para promover la mejora de las capacidades institucionales, propiciar la vinculación con el sector productivo y la solidaridad comunitaria, facilitar la movilidad de estudiantes, académicos e investigadores a nivel local y mundial, y para transparentar la distribución y uso de fondos públicos”.

Miranda Ayala, también presidente de la Red Iberoamericana para el Aseguramiento de la Calidad en la Educación Superior (RIACES), agregó que entre otros aspectos relevantes permite responder a los desafíos de la economía, del trabajo, de lo social y cultural, asegurar que los programas den respuesta a las exigencias del mundo actual y del futuro, promover la mejora de las capacidades institucionales (normativas, organizacionales, de infraestructura, técnicas y humanas) de las IES, propiciar la vinculación IES-sector productivo, solidaridad comunitaria y facilitar la movilidad de estudiantes, académicos e investigadores a nivel local y mundial.

Sin embargo, dijo también que esta práctica fundamental para asegurar la calidad de los programas académicos de la Educación Superior evidencia una fatiga, pues los instrumentos de evaluación tienen como referente las universidades más avanzadas, los cuales son aplicados indistintamente, entre otros aspectos, en consecuencia, la acreditación es inequitativa y forzada.

Image

De igual manera, bajo el modelo actual no están considerados plenamente los desarrollos tecnológicos, la innovación y solidaridad, por lo que la acreditación debe poner énfasis en los temas de inclusión e internacionalización solidaria, equidad de género, abandono y retención escolar.

El maestro Miranda Ayala resaltó que el SEAES establece el diseño, propuesta y articulación de las estrategias y acciones en materia de evaluación y acreditación del Sistema Nacional de Educación Superior para contribuir a su mejora continua, y que ésta sea gradual, integral e innovadora, centrada en resultados y bajo los conceptos de excelencia, responsabilidad social, equidad, inclusión, aprendizaje pertinente e internacionalización solidaria, entre otros, así como crear circuitos diferenciados de evaluación y acreditación que atiendan las particularidades de cada programa educativo, las características de las IES y la región y contexto en los que actúan.

Image

Se busca, dijo el maestro Miranda Ayala, que el SEAES atienda de manera prioritaria a las Escuelas Normales y las Instituciones de Formación Docente, a las IES de nueva creación con orientación social, a las IES que atienden a estudiantes en situación de vulnerabilidad y en vías de consolidación y a las de modalidad no escolarizada, así como garantizar la calidad de los programas que se imparten en modalidades virtual y mixta, entre otros.

La forma de operacionalizar estos objetivos es atender las debilidades, como es la insuficiente articulación entre actores; códigos de ética no atendidos; modelo centrado principalmente en insumos y no en resultados; burocratización; falta de acompañamiento a las IES; RVOE desarticulado y responsabilidad social universitaria no reconocida, entre otros.

Asimismo es indispensable darle continuidad a los procesos de evaluación y acreditación que instrumentan los organismos de la sociedad civil especializados en estas tareas, e impulsar nuevos instrumentos; acreditación para la movilidad nacional e internacional; certificación de conocimientos de los actores que hacen labor de acreditación; priorización de acreditaciones de las profesiones de riesgo social y de derechos humanos; desarrollo de capacidades institucionales, entre otros grandes temas.

Image

Asimismo, destacó que las universidades públicas estatales y las tecnológicas nacionales cuentan con la mayor cantidad de programas acreditados. En contraste, precisó, las escuelas normales públicas, las universidades públicas estatales de apoyo solidario y las interculturales, además de las privadas, son las que menos programas acreditados tienen.

De igual manera, se refirió al papel estratégico de la Universidad de Colima en la entidad, pues en ella estudia más del 50 por ciento de los estudiantes colimenses. También destacó el gran trabajo de aseguramiento de la calidad educativa que ha realizado la actual administración universitaria en coordinación con 19 organismos Acreditares del COPAES.

Previamente a la conferencia del maestro Miranda Ayala, la Dra. Olga Hernández Limón, coordinadora de Vinculación Institucional del COPAES, impartió la conferencia “Indicadores y estándares de calidad, planeación estratégica y nivel directivo, visión sistemática del aseguramiento de la calidad”.